La salida de Echecolatz al medico particular

el

La salida de Etchecolatz a la Clínica Colón en Mar del Plata provocó conmoción, muchos hablaron de violación de las condiciones de prisión domiciliaria. Pero no. Es así. Eso son las domiciliarias. Salen cuando tienen una urgencia médica, le avisan al monitoreo electrónico y listo. No van esposados, no van en móviles del Servicio Penitenciario. Generalmente, van acompañados por sus “garantes” (esposas, hijos, etc) . En este caso va con custodia porque él la pidió para su protección.
Por eso nos oponemos a las domiciliarias, entre otras cosas. Porque son prácticamente una excarcelación, porque no impiden que salgan a la calle, porque implican que los genocidas estén entre nosotros, en la sala de espera o en el Registro civil (sí, una vez dejaron ir a casarse a un genocida, solito, solito)-
Los otros 548 en la misma situación pasan desapercibidos porque no tienen el nombre ni la carga simbólica de Etchecolatz, pero hacen lo mismo. Algunos van al odontólogo, al podólogo, a cumpleaños de parientes y fiestitas escolares, van a tribunales a firmar, van al psicólogo, al clínico, al cardiólogo. O sea, están y circulan por ahí. En todo caso, lo que sucedió con Etchecolatz permite visibilizarlo y poner el debate donde tiene que estar.

Cárcel Común, perpetua y efectiva, ni un solo genocida por las calles de Argentina

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s